(COMPLETO) El Loco De Mi Prometido Capítulo 28

sprite

Subí al autor como Kevin me había indicado, le Indiqué la dirección de mi apartamento y hacia allí nos dirigimos.

En un silencio sepulcral, observaba el paisaje urbano hasta mi hogar, un silencio lleno de palabras sin sonido, presas en mi mente. No podía dejar de pensar en todo lo que había sucedido hoy, viví mucho en un día, no podía asimilar todo tan fácilmente; felicidad, diversión, tranquilidad, pasión, celos, ira, muchos sentimientos para mi persona.

Antes de que me diera cuenta, el paisaje llegó a su fin y me hallaba en la puerta de mi hogar, agradecí el aventón y entré sin vacilar. Buscaba paz al llegar, pero me recibió un lugar sin alma, desolado, sin calidad, ahora éramos mi bebé y yo, uno para el otro.

Traté de distraer mi mente manteniéndome ocupada, empecé a cocinar algo para nosotros, dado a que no como hace ya varias horas. Me decidí por algo de pasta, dejé el agua con los spaghetti en el fuego mientras me dedicaba a hacer la salsa que le daría vida a mi plato. No me llevó mucho tiempo cocinar esta amigable comida, quise darle un previo aprecio pero el apetito me ganó, la angustia en mi se evidenciaba al verme comer ese plato de comida, tenía que lidiar con eso de una manera.

Y eso no fue suficiente, pude dejar las tareas para mañana pero no, tenía la necesidad de hacerlo ahora, por lo que seguí mis instintos.

Luego de un arduo esfuerzo, debía ducharme, mi piel ya no era la misma después de todo la actividad del día, la sequedad por la sal marina y la humedad del sudor no iban de la mano. Me quité el vestido y el collar que Nicolas me había dado, hasta ahora no había pasado por mi mente hacerlo, y acto seguido también me despojé de toda prensa para así ducharme. No quise tomarme mucho tiempo ahí dentro, por lo que fue una secuencia rápido, me lavé el cabello, enjaboné mi cuerpo, lo enjuagué, salí, me vestí, sequé mi pelo y caí rendida a mi cama, sabiendo lo que me esperaba los días siguientes.

He tratado de evadir a Nicolas desde aquel día, no quería que siguiera con la idea de que lo vivido en su cumpleaños era para siempre. Ya es tiempo de que me enfoque solamente en los planes a futuro de mi bebé y yo.

—Alice, el señor Lancaster desea verte— Mía apareció en mi oficina con este sorprendente anuncio.

—¡¿DAVID?! ¿Él está aquí?— No podía saber hace cuanto no lo había visto ni sabido de él, han de ser semanas.

—Sí, ¿Autorizo su entrada?— la profesionalidad de Mía me puso en mis cabales, por lo que me enderecé y le respondí seriamente.

—Dile que pase—¿Qué querrá? De seguro también querrá una explicación de lo que dije a la prensa.

—Hola, Alice, tanto tiempo— un tímido David se presentó ante mis ojos.

—David, que sorpresa. No te esperaba— la verdad, fue una grata sorpresa para mi.

—Todo este tiempo, pensé en regresar a tu lado manteniendo mi distancia para darte tu espacio, creí que podríamos volver a estar como antes, pero al parecer Augier no desaprovecha ninguna oportunidad contigo— tomó asiento como si le costara seguir hablando —Al regresar lo primero que vi en el periódico fue a Nicolas Augier y su flamante prometida Alice Wilson...

—No es lo que piensas, todo es un malentendido de los medios— negarlo ante David se me hace tedioso pero supongo que es necesario, debía convencerme de que esto no podía suceder.

parece, ya que en las fotos te ves muy sonriente de su mano. ¿De verdad me olvidaste? ¿Ya no soy nadie en tu vida?— lamento tener que recordartelo pero siempre fuiste solo un valioso amigo para mi.

—David, tu más que nadie sabes lo importante que eres para mi, solo que no de la forma que tu quieres— se acercó a mi y acarició mi rostro con mi pulgar.

—¿Tienes idea de la falta que me haces? Ya se que estropee nuestra amistad pero, si no es tarde déjame permanecer a tu lado— no todo lo que deseemos en esta vida se va a poder dar, eso deberían de entender tu y Nicolas

—Ya no quiero más peleas entre Nicolas y tú que tengan que ver conmigo. No tengo nada con ninguno de los dos y no pienso tenerlo. Si quieres permanecer a mi lado bien, no te lo voy a impedir pero no insistas con obtener algo romántico.

Retiré su mano de mi rostro y le hice saber que, si eso era todo lo que tenía que decirme, se retirara.

momento para perder tiempo en hombres, tengo cosas con las que lidiar, la empresa, mi vida y mi bebé no se cuidan por si solos, debo enfocarme solamente en eso.

así fue, estuve lo más alejada de la vida exterior por un total de tres meses, meses que invertí en conocimientos, prácticas y amor propio. Si bien tuve, mis altibajos, supe mantenerme al margen y controlarme ante situaciones esperadas, como la aparición de Nicolas, David y demás conocidos en la empresa preguntando por mi.

estaba yendo bien, pero tenía decidido quedarme en el país hasta que mi barriga empezara a evidenciarse y eso estaba sucediendo ahora.

tienes que preparar tus cosas, Alice. Estas subiendo de peso y tu vientre es más notable. Pronto lo notarán sin importar cuanta ropa holgada uses— el tiempo de paz y tranquilidad debían llegar a su fin tarde o

sé, tengo todo listo pero no se porqué aún no me decido irme— es verdad, la tarea del hogar ha sido mi salvación en momentos de estrés, fui capaz de organizar mis maletas todo este tiempo pero no de elegir un

no me decido puede tener algo que ver con Nicolas y la sombra de Rosalie Lacroise que lo persigue a todos lados?— No puedo creer que a estas alturas Sam siga manteniendo esa postura ante mi.

(COMPLETO) El Loco De Mi Prometido novela Capítulo 28

En (COMPLETO) El Loco De Mi Prometido Capítulo 28, el amor entre él y ella es hermoso y cálido. Me gusta mucho su personalidad sobria y decidida, a diferencia del conejito blanco colegiala de voluntad débil. Cuando está en peligro, sabe cómo protegerse. Cuando no sea reconocida por todos, usará sus acciones para demostrarlo todo. Por supuesto, una heroína de élite también se debía a que su presencia apoyaba el cielo para ella. Lee (COMPLETO) El Loco De Mi Prometido Ara Borealis Capítulo 28 en readerexp.com